eszh-TWcsnlenfrgldeitjakoptru

Altas temperaturas en lugares cerrados perjudica la salud

CÓMO AFECTA LA CALEFACCIÓN A LA SALUD DE LOS CONVIVENTES EN EL HOGAR

Temperaturas de 25º o más pueden ser perjudiciales para la salud de las personas en ambientes cerrados dentro de las casas, aquí hay que diferenciar en caso de que la calefacción se ponga solo por horas.

Cuanto más calor más disminuye el oxigeno, debido a que consumimos oxigeno y expulsamos anhídrido carbónico, en un local cerrado cuanto más temperatura tiene, de menos oxigeno disponemos para respirar, además que el anhídrido carbónico es un gas venenoso para nosotros, nos puede ocasionar entre otras cosas, dolores de cabeza y alterar nuestro sistema nervioso, además al sustituir al oxígeno nos baja las defensas del cuerpo que tenemos para defendernos de las enfermedades.

Lo mejor es poner la calefacción solo cuando estemos en casa y abrir antes las ventanas para que se renueve el aire, que entre oxigeno y salga el anhídrido carbónico. También tenemos que tener en cuenta que expulsamos vapor de agua por lo cual producimos condensación, la humedad con el calor favorece la proliferación de los ácaros.

Cuando se duerme se debe de apagar la calefacción o tenerla a baja temperatura, es preferible poner más mantas en la cama y respirar aire más fresco, además no olvidarse de abrir las ventanas para renovar el aire por la mañana.

Si por motivos de necesidad hay que tener la calefacción encendida las 24 horas y hay personas todo el tiempo, es conveniente refrigerar dos veces la vivienda, dependiendo también del número de personas que haya.

Recordemos que con menos consumo, menos gasto y menos contaminación

Cuidemos la salud de todos.

 

Cada grado de más en la calefacción eleva hasta un 8% la factura energética

Según Anae, superar los 22 grados de temperatura «no es rentable ni para la salud ni para el bolsillo»

Elevar la temperatura de la calefacción por encima de los 22 grados centígrados «no es rentable ni para la salud ni para el bolsillo», ya que por cada grado de más la factura puede encarecerse entre un 6% y un 8%, según indica la Asociación Nacional de Ahorro y Eficiencia (ANAE).

Este consejo aparece recogido en una lista con catorce recomendaciones elaborada por ANAE para «mantener a raya» el gasto en calefacción y hacer frente a un coste que se ha ido haciendo cada vez más gravoso para muchas familias que sufren la crisis y que en algunos casos se encuentran en situación de pobreza energética.

Leer más...

5 mentiras sobre la calefacción

Son los típicos consejos del listillo de turno. Esas leyendas urbanas sobre cómo ahorrar en calefacción que resucitan cada año con los primeros fríos. Tumbamos 5 mitos especialmente extendidos y ponemos a tu alcance herramientas para reducir de verdad tu factura.

1. Apagar la calefacción sale caro

Este mito está especialmente extendido y dice que apagar la calefacción consume más energía que mantenerla encendida a temperatura constante.

Aunque al encenderla tendremos un pico de gasto, a la larga el ahorro se nota y merece la pena. Bajar la temperatura a 16ºC durante la noche supone ahorrar un 13% respecto a mantener la calefacción encendida a 20ºC.  

Leer más...